Crema de zapallo jengibre

crema de zapallo

Una de mis preparaciones favoritas cuando hace frío son las cremas de verduras, que pese a no llevar ningún tipo de lácteo, les digo así por la textura espesa que adquieren cuando se preparan con poco líquido. Y de todas las posibles cremas que podemos hacer o inventar, la más conocida es la crema de zapallo: dulce, sabrosa y tradicional, pero no por eso menos exquisita.

Yo, que soy de gustos dulces, debo decir que el zapallo es mi verdura favorita dentro de cualquier sopa, cazuela o carbonada, por lo que disfrutar de una crema calentita donde la anaranjada hortaliza es la protagonista, no sólo es un deleite a mis sentidos, si no que lo siento como un cariño a mi cuerpo, sobre todo en días fríos.

Además de ser delicioso, el zapallo tiene propiedades diuréticas, digestivas y antioxidantes, éstas últimas debido a que es rico en betacaroteno y licopenos (al igual que la zanahoria, y otras verduras de color rojo/naranja). Al tener un alto contenido de agua es bajo en calorías: 100 gramos de zapallo aportan 28 calorías, y sólo 5.6 grs. de hidratos de carbono.

Para darle más sabor y consistencia a la crema, y aumentar su valor nutricional, he ido probando con varias mezclas, y aunque siempre el resultado es bueno (porque obvio, el zapallo lo es), esta es una de mis preferidas:

Ingredientes:

– un trozo de zapallo (500 grs. aprox)
– 3 zanahorias
– 1/4 de cebolla morada
– un cubo de jengibre
– sal de mar y pimienta

Preparación:

– Cortar el zapallo, la zanahoria y la cebolla en trozos pequeños (para apurar la cocción), cubrir con agua para taparlos, no excederse, y cocer hasta que estén blandos al pinchar con un tenedor.

– Colar y reservar el agua a un lado. Poner los ingredientes en un extractor de prensado en frío, procesador o licuadora, agregar una taza del agua de la cocción, añadir el jengibre, sal y pimienta a gusto y procesar.

– Servir.

En ocasiones en que he preparado anteriormente leche de almendras, sésamo o cáñamo, le agrego un poco al momento de procesar y el resultado es aún más cremoso <3.

*Bonus: Decorar la crema con un puñado de semillas de zapallo, sésamo, girasol y/o frutos secos es una excelente idea ya que su contenido de grasas saludables te mantendrá satisfecho por más tiempo.

Agregar un comentario